card-game-570835_1280

LOS DOS COMODINES “ROMPE-OBJECIONES” DE COBRANZAS: 1. Si el deudor nos dice “No tengo trabajo” la respuesta del cobrador debe ser “¿Hoy de qué vive?”, no se la espera, de algo o alguien vive y le sacamos información valiosa para seguir la gestión. 2. Si el deudor dice “No tengo dinero o no puedo conseguir dinero”, la respuesta sugerida del cobrador sería “¿Donde vive de quién es?”, no se la espera tampoco, si es alquilado hay flujo de dinero, si es propio tiene algo para perder, si vive con otra familia hay más ingresos, si se la prestan hay alguien que tiene cómo ayudarlo.

Cursos de Negociación Efectiva de Cobranzas, informes en:

LOS DOS COMODINES “ROMPE-OBJECIONES” DE COBRANZAS
COMPARTIR

Dejá un comentario